El Centro de Capacitación y Experimentación Forestal de Vadillo conmemora la celebración del Día Mundial de la Educación Ambiental

El Centro de Capacitación y Experimentación Forestal de Vadillo conmemora la celebración del Día Mundial de la Educación Ambiental
/ Trabajos realizados en el monte por los alumnos de Vadillo Castril.L.F.

Con motivo de la conmemoración del Día Mundial de la Educación Ambiental, el Centro de Capacitación y Experimentación Forestal de Cazorla, Vadillo-Castril, realizó ayer diferentes actividades de apoyo ambiental en un tramo del río Guadalquivir en las inmediaciones de sus instalaciones.

La jornada conmemorativa supuso actividades de mejora, conservación y puesta en valor de la ribera del río Guadalquivir cuyo paisaje caracteriza el entorno, en pleno Parque Natural de Cazorla, Segura y Las Villlas, en la pedanía de Vadillo-Castril. “Es sorprendente que el tramo del río que transcurre por estas dependencias se encuentre con un alto nivel de deterioro pese a distar solo 14 kilómetros del nacimiento de este río y ser un cauce de montaña sin apenas población en su cabecera”, ha afirmado el director del Centro, Miguel Ángel Ruiz. Sin embargo, “ es frecuente encontrar basuras de todo tipo y, según la época del año y de forma natural encontramos numerosos restos vegetales como consecuencia de las diferentes crecidas del río”.

Así, los dos cursos del ciclo formativo de Gestión forestal y del medio natural, que este Centro imparte con cerca de 60 alumnos, la totalidad de la plantilla de la que se dispone: personal docente, de mantenimiento y servicios se volcó en los trabajos que fueron considerados como la forma ideal de conmemorar la efeméride indicada.

Desde primera hora de la mañana se organizaron diferentes grupos de trabajo tutorados por profesores que, tras estudiar las necesidades del tramo fluvial, afrontaron distintas tareas: establecimiento de empalizada de madera para asentamiento de talud y mejora paisajística, colocación de cajas nido en puntos estratégicos de la ribera, eliminación de troncos y voluminosos mediante arrastre con maquinaria pesada, apertura de senderos abandonados mediante desbroce controlado y puntual a través de maquinaria ligera, eliminación de restos inorgánicos como latas y plásticos hasta sus correspondientes contenedores, reunión de restos de construcción para su evacuación a vertedero controlado y realización de un inventario de flora singular en toda la zona de ribera.

El director del centro ha asegurado en una nota de prensa que “en la convicción de que la educación ambiental debe estar orientada hacia la comunidad hemos realizado el trabajo descrito que terminó a mediodía con un balance muy positivo por parte de todos los asistentes”. Así, ha asegurado que “el objetivo general del Centro de interesar y motivar al alumno en los problemas medioambientales reales del contexto que lo rodea consideramos que se cumplió con total éxito”.

Temas