La Junta prevé que las obras del Chare de Cazorla puedan retomarse "de forma inmediata"

La Junta de Andalucía prevé que las obras del Centro Hospitalario de Alta Resolución (Chare) del municipio jiennense de Cazorla puedan retomarse "de forma inmediata".

Así lo han señalado a Europa Press fuentes de la Delegación Territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, desde la que han explicado que el Ayuntamiento de la localidad "ya ha dado de la licencia de obra del nuevo reformado" y "los técnicos están sobre el terreno resolviendo las cuestiones previas al inicio de la obra".

De esta forma, el centro, para el que el Gobierno andaluz contempla en sus presupuestos de este año una partida de 6,4 millones de euros, volverá a recuperar la actividad para su finalización algo después de lo inicialmente previsto, ya que desde la Junta se apuntó a febrero tras hablar a finales de noviembre de un plazo "breve".

Fue la titular del citado departamento autonómico, Teresa Vega, quien explicó a mediados del pasado septiembre que la intervención estaba paralizada desde el marzo anterior por "discrepancias" para resolver cuestiones técnicas de urbanización que afectaban al entorno del edificio, en firmes de laderas y muros de contención, sobre las que ya se había tomado una decisión, de modo que confiaba en que se pudiera retomar pronto.

Unos días más tarde, el 29 de septiembre, el propio consejero de Salud, Aquilino Alonso, insistió en comisión parlamentaria en que las obras del Chare de Cazorla concluirán en 2017. Apuntó que se estaba tramitando un modificado de la redacción del proyecto, a fin de resolver unos problemas sobrevenidos de deslizamientos de los terrenos de la zona que afectaban a las obras de urbanización de la parcela" y añadió que también se trabaja en la licitación del equipamiento para que su apertura pueda producirse dentro del mismo año.

La construcción de esta infraestructura comenzó a finales de 2009, pero un corrimiento de tierras como consecuencia de las intensas lluvias del invierno de 2010 obligó a la paralización de los trabajos para intervenir en los terrenos, de modo que se retomó a principios de 2012.

Tras otro paréntesis debido a un problema de financiación por el marco de crisis económica, las obras se volvieron a reiniciar en mayo de 2013 después de que la Junta lograra modificar la procedencia de la inversión y financiarla en gran parte a través de fondos Feder. Tres años después, la Junta mantiene 2017 para su puesta en funcionamiento.

Este Hospital de Alta Resolución acercará la atención especializada y urgente a los más de 28.000 habitantes de los siete municipios de la comarca Sierra de Cazorla (Cazorla, Chilluévar, Huesa, La Iruela, Peal de Becerro, Quesada y Santo Tomé).

El centro, en cuya obra se invertirán algo más de 15 millones de euros y cuatro millones en equipamiento, contará con una superficie de 9.214 metros cuadrados construidos, en los que se distribuirán servicios de urgencias, consultas externas, pruebas diagnósticas y la zona de hospitalización, y que permitirán cubrir unas previsiones anuales de atención sanitaria de 27.038 consultas externas, 22.600 urgencias y 1.066 intervenciones quirúrgicas.

Temas